MENÚ

La evolución de la Riviera Maya hacia el desarrollo inmobiliario sostenible

Nuestra adaptación a los estándares de un mundo globalizado, los retos que afrontaremos en el futuro más inmediato y las nuevas tendencias en servicios, productos y tecnologías son una parte importante del desarrollo inmobiliario.

Actualmente, en la Riviera Maya, hay cada vez más interés por contar con desarrollos que contribuyan a la disminución de la emisión de gases de efecto invernadero y CO2. Hoy en día, esto es una realidad: el sentido de urgencia por disminuir el cambio climático y el deterioro ambiental. El sector inmobiliario es un actor importante, que puede causar un gran impacto en este ámbito, por ello sus principales actores (desarrolladores, constructores, despachos de arquitectos, gobiernos, entre otros) están tomando cartas en el asunto.

Se está construyendo una nueva conciencia ambiental. En la Riviera Maya se está procurando construir edificaciones sostenibles que garanticen una estructura productiva para sus propietarios o inquilinos y que, además, se utilicen los recursos de manera eficiente.

Desde una perspectiva integrada, el desarrollo inmobiliario puede reducir, al menos, el 50% del crecimiento previsto del consumo de energía, mediante la creación de edificios con alto desempeño energético.

Algunas tendencias de arquitectura sostenible son las que pueden potenciar este crecimiento con menor impacto medioambiental:

1. Contar con más iluminación natural.

La iluminación natural es un factor que condiciona en gran medida el diseño arquitectónico. Es algo muy valorado por los usuarios pues aporta varios beneficios, como el confort y bienestar además de ser más eficiente energéticamente.

La automatización inteligente del hogar jugará un papel importante.
2. La Domótica.

Un espacio interconectado es una gran apuesta por la sostenibilidad. Además de aportar mayor confort a la vivienda, la conexión de los objetos del hogar con internet ayuda a reducir el consumo de energía. Por ejemplo: Las cortinas detectan que la luz matutina inicia a las 7:00 am, por lo tanto éstas se abrirán para evitar que el propietario tenga que prender la luz.

3. Eliminación de puentes térmicos.

Nos referimos a eliminar fugas de temperatura, una buena impermeabilización es clave para optimizar la eficiencia energética y conseguir una temperatura de confort

4. Reutilización de los materiales.

Muchos materiales que han sido usados para la construcción de un inmueble se pueden volver a usar. Materiales como la pizarra, la piedra, la madera, aluminio y hormigón pueden reutilizarse y convertirlos en algo que aporte valor estético o funcional al espacio, de esta forma, se puede ahorrar dinero, recursos y disminuir la huella ambiental.

Estamos seguros de que si se toman en cuenta estas sugerencias, el desarrollo inmobiliario de la Riviera Maya, seguirá ganando terreno y se posicionará en una de las más cotizadas del Latinoamérica.

Deja un comentario